Fitness y Buena Alimentación

¡Muchos huevos para el desayuno!


Uno de los alimentos más deliciosos y que se puede preparar de mil maneras distintas es el huevo; pero hemos crecido con la idea de que es malo comerlo diario, que si te cae muy pesado, que si el colesterol, que si haces corajes, y quién sabe cuentos mitos más… quitándole el valor a esta delicia.
Por eso, para que elimines todos rastro de culpa y los disfrutes, te contamos algunos de los beneficios que obtendrás al comerlos: de entrada debes saber que los expertos en salud y nutrición recomiendan un consumo de 3 a 5 huevos semanales, y que el mejor momento del día para consumirlos es durante el desayuno; entre sus beneficios se enlistan los siguientes:

  1. bacon eggMuchas proteínas: Cada huevo contiene 6 gramos de proteína. Esto, además de que te ayudará a mantener tu apetito al margen evitando que te den antojos entre el desayuno y la comida, te dará aminoácidos que tu cuerpo no puede producir por sí mismo pero que necesita. Un huevo al día te ayudará con los 56 gramos de proteína que debes consumir diariamente.
  2. Vitaminas para todo tu cuerpo: Un sólo huevo te regalará Vitamina B12 que ayuda en las funciones del cerebro y formación de la sangre; Vitamina D para la salud de los huesos y Vitamina A que ayuda al crecimiento y la salud de los ojos.
  3. Grasas saludables: De los 5 gramos de grasa del huevo, 3 son de grasa monosaturada y polisaturada que te ayudan a reducir los riesgos de sufrir dos tipos de diabetes al regular los niveles de insulina.
  4.  Previene enfermedades cardiovasculares y el cáncer: Esto gracias al  Triptófano y Tirosina, que son dos aminoácidos con grandes propiedades antioxidantes.
  5. Son bajos en calorías. Un huevo contiene al rededor de 78 calorías, aún si comieras dos por la mañana, serían menos de las calorías que contienen los pasteles y galletas que puedes comparar en la tiendita.

Así que ya lo sabes, ya sean a la mexicana, divorciados, revueltos, en omelette, cocidos, frito, ranchero, estrellado, o como más te gusten, ¡no te quedes sin comerlos!

Fuente: Salud180


Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *